17001-23-31-000-1998-0865-01(12340)

INDIVIDUALIZACION DE LAS PRETENSIONES – Conlleva demandar el acto definitivo y el que lo confirmó / ACTO SANCIONATORIO – Lo constituye el acto definitivo y susceptible del recurso de reposición / DEMANDA – Debe indicar lo que se demanda conforme al artículo 138 del C.C.A. Para la Sala el acto administrativo sancionatorio es el acto principal y definitivo contra el cual procedía el recurso de reposición, que en efecto se interpuso. De conformidad con el artículo 50 del Código Contencioso Administrativo, por regla general contra los actos que ponen fin a la actuación administrativa proceden los recursos previstos en la misma disposición. La norma antes transcrita establece que cuando el acto definitivo fue objeto de recursos en la vía gubernativa, también deberán demandarse las decisiones que lo modifiquen o confirmen; pero cuando sea revocado, sólo procede demandar la última decisión. En el caso, la Resolución sancionatoria fue objeto del recurso de reposición y éste se decidió en el sentido de confirmar la sanción impuesta, por lo que procedía demandar el acto definitivo, esto es, la resolución que impuso la sanción y el que resolvió el recurso gubernativo. DIVISAS – Su reembolso al no ser superior al valor de las declaraciones de importación no viola el régimen cambiario / OPERACION CAMBIARIA – Es la que consta en la factura expedida por el exportador del exterior La operación total de comercio exterior cuestionada ascendió a la suma de US$712.365.60 (valor factura AC/20.705) cifra que igualmente corresponde a la totalidad de los giros al exterior efectuados por la sociedad actora para la cancelación de la obligación contraída con el citado exportador. Advierte la Sala que la Administración incurrió en error al tomar solo la Declaración de Importación N°61359 (US$321.219.33) y las Declaraciones de Cambio números 2632 y 2674 y no el total de la operación cambiaria realizada por la actora, pues la operación está conformada como quedó indicado antes. De lo anterior, se establece que el reembolso de divisas efectuado por la demandante no fue superior al de las declaraciones de importación como quedó demostrado, es decir que por este aspecto la sociedad no infringió el régimen cambiario. OPERACION DE CAMBIO – La constituye la importación de bienes y debe canalizarse a través del mercado cambiario / DECLARACION DE CAMBIO – El presentarla en uno de los cinco formularios prescritos no está previsto como conducta sancionable / FORMULARIO DE DECLARACION DE CAMBIO – Su posible utilización equivocada no es sancionable por el Régimen Cambiario De conformidad con el artículo 7 de la Resolución 21 de 1993, en concordancia con el artículo 10 ibídem, la importación de bienes es una operación de cambio que necesariamente debe canalizarse a través del mercado cambiario, es decir, a través de los intermediarios de dicho mercado y los demás agentes autorizados para ello, por lo que a términos del artículo 1º de la referida resolución, la declaración de cambio debe presentarse en esas entidades, siendo entonces dicha declaración el mecanismo por medio del cual el intermediario entrega las divisas provenientes de la operación de importación de bienes. No encuentra la Sala que la conducta sancionada corresponda a alguna de las descritas en el artículo 3º ib., pues si bien la Resolución 21 de 1993 prescribe que la declaración de cambio deberá presentarse en formularios debidamente diligenciados y la Circular Reglamentaria DCIN 23 de 29 de marzo de 1994 (modificada por la N°75 de 7 de septiembre/94) establece cinco tipos de formularios dentro de los cuales están el N°1 para el reembolso de divisas por Importación de bienes y el N°5 para

Solo los clientes que compraron los siguientes productos: Membresía por un (1) año al Colegio de Abogados Administrativistas para Estudiantes, Membresía por un (1) año al Colegio de Abogados Administrativistas para Profesionales pueden acceder a este contenido.