19001-23-31-000-1999-0526-01(22481)

DOCUMENTOS PRIVADOS – No requieren de la firma de testigos para considerarlos auténticos / PRUEBA DOCUMENTAL – Documentos privados Respecto de la afirmación que hace el recurrente acerca de la forma en que se probó la existencia del contrato de obra y aquella en la que debió hacerse, la Sala precisa, en primer término, que no es cierto que el llamante hubiese allegado copia simple de dicho contrato, pues a folio 197 del cuaderno principal del expediente se encuentra el original suscrito por las partes y un testigo. Además, olvida el apelante que la ley 446 de 1998 modificó el tema de la prueba documental en lo atinente a documentos prrivados, en el artículo 11. La doctrina ha entendido, con razón, que esa disposición derogó el inciso segundo del artículo 279 del CPC, que establecía que “los documentos privados desprovistos de autenticidad tendrán el carácter de prueba sumaria, si han sido suscritos ante dos testigos”, pues como consecuencia de la presunción que trae la ley 446, todos los documentos privados se tienen como auténticos, de manera que “carece de razón la antigua diferencia… ellos tendrán el poder demostrativo que intrínsecamente tengan, sin necesidad del formalismo de que estén suscritos por dos testigos, el cual obviamente ha desaparecido”. Siendo así, no puede admitirse el argumento del recurrente, pues el contrato ha sido aportado en debida forma de acuerdo con la legislación vigente. LLAMAMIENTO EN GARANTIA – Vinculación de particulares contratistas / PARTICULARES – Llamamiento en garantía en virtud de cualquier contrato o disposición legal de los cuales surja este derecho Afirma en su recurso el apelante que, como no ostenta la calidad de asegurador, no es procedente el llamamiento, afirmación inadmisible. En efecto, el artículo 57 del CPC prevé que “quien tenga derecho legal o contractual de exigir a un tercero la indemnización del perjuicio que llegare a sufrir, o el reembolso total o parcial del pago que tuviere que hacer como resultado de la sentencia, podrá pedir la citación de aquél, para que en el mismo proceso se resuelva sobre tal relación”. No se desprende del texto trascrito que, la única relación contractual que da derecho a llamar en garantía sea la que surge entre asegurador y asegurado. Se entiende, en cambio, que cualquier contrato o disposición legal de los cuales surja el derecho mencionado en la norma, es suficiente para solicitar la vinculación de aquél en cabeza de quien esté la obligación correlativa. Otra cosa, es que, como lo ha dicho el Consejo de Estado en otras oportunidades, el llamante ejerza un derecho de garantía cuando vincula al proceso a aquél a quien puede reclamarle por el perjuicio que le genere, eventualmente, la sentencia. Nota de Relatoría: Ver auto 15871 de agosto/99 y auto 9803 del 6 de octubre/94. Auto 0526(22481) del 02/11/14, Ponente: ALIER EDUARDO HERNANDEZ ENRIQUEZ, Actor: VICTOR BOLIVAR PARRA FERNANDEZ, Demandado: MINISTERIO DE TRANSPORTE- INVIAS- CONSEJO DE ESTADO SALA DE LO CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO SECCION TERCERA Consejero ponente: ALIER EDUARDO HERNANDEZ ENRIQUEZ

Solo los clientes que compraron los siguientes productos: Membresía por un (1) año al Colegio de Abogados Administrativistas para Estudiantes, Membresía por un (1) año al Colegio de Abogados Administrativistas para Profesionales pueden acceder a este contenido.